A quién va dirigida

La terapia on-line no pretende sustituir a la psicoterapia presencial, pero puede ser una alternativa válida para quién:

  • Tenga dificultades para acceder a un consultorio presencial, bien por lejanía o por tener algún impedimento físico.
  • Se traslada o viaja frecuentemente, permitiéndole la continuidad de un tratamiento.
  • Reside en un país extranjero y desea ser tratado por un terapeuta en español.
  • Padece algún trastorno (agorafobia, fobia social) que le hace difícil acudir a una consulta de presencial.
  • No tiene trastornos graves o muy graves y no presenta síntomas psicóticos.
  • Desea mantener el anonimato.
  • Se encuentra cómodo con la comunicación escrita y está familiarizado con internet.
  • No dispone de tiempo para acudir a una consulta presencial.
  • Aun disponiendo de consultorios cercanos a su lugar de residencia prefiere recibir atención desde la comodidad de su hogar o su lugar de trabajo.